sábado, 8 de enero de 2011

Alto Bernesga (Villamanín - Ciñera)

Distancia: 8 rápidos kilómetros con este nivel de agua.
desnivel promedio: 0.85%




Llegando al comienzo. con tanta agua ya había ganas de entrar en el río.


Como muy bien dijo Oscar en el facebook, este domingo fuimos a recoger los regalos al Bernesga alto y casi nos quedamos sin lo que llevábamos.

El día, aunque lluvioso, no estaba frío y el río bajaba fuerte. Todos teníamos alguna duda sobre el barco a usar. Como yo no tengo creek mis dudas eran menores y tras enseñarnos Oscar dos pasos más marcados y ver ausencia de rebufos, opté por la gforce y deje la f262 (la fly nueva) en la vaca del coche. Antonio estrenaba su Prijon Pure y entre el resto de todo, creeks y rodeo.

Los pasos de "El Tueiro" (que nombre más interesante), justo después de la presa de obligado porteo y las olas por debajo de "La Gotera" llegando a La Vid son bonitos y dejan margen para eskimos tras hacerlos, pero habría que verlos con menos agua, que seguro que afloran más rocas.

Oscar, autorretratándose en el río :-)


Estábamos por allí Agustín (que había hecho ese tramo hace tiempo y apenas lo recordaba), Oscar( que tiene otro estupendo vídeo en: aquí un estupendo vídeo en el redescubrimiento del tramo en la era internetera, Roberto Ponfe, Carlos, yo y un italiano entusiasta, vicepresidente del club only kayak que se conoce los ríos de casi toda Europa y a casi todos los aficionados que le puedas citar: Roberto Vitalesta. El Bernesga creo recordar que era río 776 de su cuenta particular (camino del record), lo que no es poco, pero lo que aún es más son los más de 3 millones de kilómetros recorridos en coche para hacerlos.

Mario repostando el nuevo kayak de Antonio :-)


La escala de nivel por debajo de Villamanín:


Tras los 400 primeros metros llegábamos a la unión con el río Rodiezmo (puede ser una opción para otro día) y Oscar nos comentaba que cuando baja menos agua suelen quedarse allí enredando con las candeletas.

Poco más abajo el río nos ofrece un fuerte tren de olas en el que no debemos despistarnos y poco más destacable hasta el tercer kilómetro de recorrido en el que llegamos a la presa del Tueiro. Allí tras el obligado porteo, entramos al río y pasa de todo. Oscar para en una contra para sacar una foto a Agustín, se le escapa el remo y va tras el remando con las manos sin poder alcanzarlo y pasa lo inevitable. Cuando se empieza a meter en el embolao abandona el kayak y es ayudado en el rescate por Agustín (que está en todas). Antonio, que llevaba un cubre de kayak de bañera pequeña, tras volcar el cubre se va al garete y se le llena de agua el creek. Carlos tiene un despiste en el eskimo y al final se juntan 3 kayaks por haciendo el río por su cuenta.

Yo que hice el paso con Antonio un poco más tarde (ese cubre que no quería entrar) iba echando pestes de los compañeros por no ayudar en el rescate pensando que iban tranquilamente río abajo. Al poco me los encuentro a cada uno detrás de los otros kayaks y hasta que Roberto no me ayuda y mete el creek de Antonio en una contra bajo la central de "la Gotera" no conseguimos acabar el rescate. Tres kilómetros persiguiendo kayaks.

Justo tras "La Gotera" hay otro paso que podría dar problemas, quizás sea peor con menos agua, ya que ahora simplemente las olas te dan un divertido vapuleo sin consecuencias.

Hay otro punto que tampoco estará de más mirar desde la carretera al hacer el tramo, el del puente derruido entre La Vid y Ciñera. De los dos ojos que tiene, el de la derecha tiene un paso más libre, mientras que el de la izq te lleva contra una roca que con este agua estaba tapada, aunque provocó el vuelco de uno de los creeks y a mí me dejó casi vertical.

En total 8 entretenidos kilómetros que disfrutamos como chavalines.

Y poco más para contar salvo el obligado remate en Ezequiel, el mejor sitio para matar el hambre. Lástima que no pudiéramos quedarnos todos por los compromisos de Agustín y Carlos.

Los que nos quedamos a la comida en el Restaurante de Ezequiel en Villamanín cebándonos un poco :-)



Unas fotos del paso del Tueiro que me ha enviado Roberto:

El kayak de Oscar, después de que pusiera pies en polvorosa al acercarse al paso sin remo:


Agustín, en otra trazada después de haber ayudado a Oscar:


Roberto Vitalesta y Roberto Ponfe al fondo:


Un par de fotos de Carlos:



Antonio:


tres fotos de mi paso:




Y del paso de la Gotera




y una imagen del paso de la gotera una semana más tarde, con un nivel de agua muy inferior:

El tramo lo repitieron Paulino, Carlos, David y Pablo y al tener menos agua estaba más técnico, no pudiendose trazar con la tranquilidad de la semana anterior, lo que produjo algún que otro incidente sin consecuencias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada